El Blog de Irene González Dugo
 
El arte de amargarse la vida
 

"Un hombre quiere colgar un cuadro. El clavo ya lo tiene, pero le falta un martillo. El vecino tiene uno. Así pues, nuestro hombre decide pedir al vecino que le preste el martillo. Pero le asalta una duda: ¿Qué? ¿Y si no quiere prestármelo? Ahora recuerdo que ayer me saludó algo distraído. Quizás tenía prisa. Pero quizás la prisa no era más que un pretexto, y el hombre abriga algo contra mí. ¿Qué puede ser? Yo no le he hecho nada; algo se habrá metido en la cabeza. Si alguien me pidiese prestada alguna herramienta, yo se la dejaría enseguida. ¿Por qué no ha de hacerlo él también? ¿Cómo puede uno negarse a hacer un favor tan sencillo a otro? Tipos como éste le amargan a uno la vida. Y luego todavía se imagina que dependo de él. Sólo porque tiene un martillo. Esto ya es el colmo. Así nuestro hombre sale precipitado a casa del vecino, toca el timbre, se abre la puerta y, antes de que el vecino tenga tiempo de decir «buenos días», nuestro hombre le grita furioso: «¡Quédese usted con su martillo, so penco!» "

Paul Watzlawick, austriaco teórico de la comunicación, nos muestra en unas líneas lo fácil que le resulta a uno amargarse la vida.

Nos montamos en nuestra cabeza historias equívocas e innecesarias, pero que acaban condicionando nuestra relación con los demás. A veces las cosas son más sencillas de lo que parecen, pero no nos conformamos con esa sencillez y le damos vueltas y vueltas y vueltas hasta marearlo del todo.

Yo la primera…

Y ahora ¿qué piensan ustedes? ¿Irán a pedirle el martillo al vecino?

Ver comentarios

es un problema de base, y es que perdimos nuestro caracter de ciudadanos hace tiempo, por un estilizado perfil de consumidor. Esto nos imprime un espiritu individualista que solo nos hace estar seguros de uno mismo, y si tenemos las condiciones de comprarnos el martillo... Por este motivo yo tengo mi caja de herramientas en el descansillo de mi casa xD

No registrado (Payasoo) Comentario realizado el 9 de Junio de 2009 a las 22:36:29    Denunciar comentario

yo no se si es por el cabio climatico o por la capa de osono y ahora la crisis imbentada por cuatro banqueros o s.a. osea sociedades anonimas que quieren el dinero y el poder. o por nuestro orgullo o falta de comunicacion entre nuestos amigos,vecinos y conocidos de nuestro pueblo el caso es que no se lo pediriamos lo comprariamos en los chinos y encima nos dijustariamos con el vecino por no ofrecernolo. gracias por tu pregunta

No registrado (Eugenio Hilinger bernal) Comentario realizado el 10 de Abril de 2009 a las 19:04:35    Denunciar comentario

es verdad ke muchas veces no nos atrevemos a llamar a alguien o pedirle algo y una vez ke lo hacemos nos damos cuenta de que era una tonteria la cosa por la ke te preocupabas

No registrado (juank gonzalez) Comentario realizado el 6 de Marzo de 2009 a las 14:34:40    Denunciar comentario
add
 
Otros artículos del autor
 
 
© Octubre 2010 - Ochavillo.com - Powered by Aldea Digital